¿Se puede dejar de querer a alguien? 11 pasos para superarlo

¿Se puede dejar de querer a alguien? 11 pasos para superarlo
Sandra Thomas

"El amor", dicen, "tiene muchos matices".

Pero perderlo puede escocer como la quemadura de diez mil soles.

El dolor puede ser tan profundo que algunos insisten en que el amor es un vínculo irrompible y eterno.

La realidad es a leguas más complicada que un sentimiento enjundioso.

Claro, guardar ciertos recuerdos en el lugar especial de tu corazón está bien.

Pero si quieres vivir tu mejor vida en el futuro, dejar ir debería ser tu máxima prioridad.

Y eso es lo que vamos a desentrañar hoy.

Comprender la complejidad del amor

El witticista Oscar Wilde afirmó que "el misterio del amor es mayor que el misterio de la muerte", y nosotros estamos de acuerdo, porque el amor es una emoción escurridiza que se presenta en diversas intensidades y orígenes.

Los antiguos griegos reconocían ocho tipos:

  1. Eros - Amor romántico
  2. Philia - Amor afectuoso
  3. Storge - Amor familiar
  4. Ludus - Amor lúdico
  5. Pragma - Amor perdurable
  6. Manía - Amor obsesivo
  7. Agape - Amor universal
  8. Philautia - Amor propio

Los neurólogos entienden el amor como un ternario de lujuria, atracción y apego, con cada etapa vinculada a hormonas específicas.

  • Lujuria Testosterona y estrógeno
  • Atracción Dopamina, norepinefrina y serotonina
  • Adjunto Oxitocina y vasopresina

Pero las experiencias afectivas de cariño son más etéreas, variables y misteriosas. A veces, nos enamoramos de las "personas equivocadas" y sacrificamos nuestra cordura al servicio del amor.

Otras veces, nuestros afectos tienen mucho sentido para nosotros y para los demás.

En cualquier caso, se trata de una emoción que nos llena de una compleja mezcla de dependencia, placer, alegría, miedo, asombro y deleite que influye enormemente en nuestros sentimientos, subconsciente y perspectivas.

¿Por qué es tan difícil dejar de querer a alguien?

La ruptura es demoledora, el corazón se desploma como un pozo cavernoso de desesperación, y lo mismo ocurre con las tripas.

La tristeza es asfixiante, y estás convencida de que estás destinada a una soltería llena de felinos (¿que podría ser la dulce vida?).

El dolor se prolonga durante lo que parece "infinito más infinito", mientras te hundes cada vez más en el sofá.

Pero, ¿por qué?

¿Qué tiene el amor que lo hace tan difícil de superar? Varios factores contribuyen a este fenómeno.

  • Codependencia persistente: Si lleváis mucho tiempo juntos, es probable que hayáis interiorizado vuestra rutina de pareja. Lleva tiempo deshacer y reescribir esos caminos neurológicos.
  • Estilos de apego Las experiencias, las perspectivas y los instintos conforman nuestros estilos de apego. Las personas seguras o que evitan el apego pueden superarlo rápidamente, mientras que a las personalidades temerosas y ansiosas les puede llevar más tiempo.
  • El duelo por la pérdida: El final de una relación es un tipo de muerte. Cierras un capítulo importante de tu vida y te adentras en lo desconocido. Así que llorar la pérdida tiene sentido, y es sano.
  • Realineación hormonal: Bioquímicamente hablando, el amor es cuestión de hormonas, y tu cuerpo tardará algún tiempo en reajustarse, lo que puede prolongar el dolor post ruptura.

¿Puedes dejar de querer a alguien? 11 pasos para dejar de querer a alguien y poder seguir adelante

Inmediatamente después de una ruptura difícil, la pérdida, la soledad y la tristeza se apoderan de ti, lo que te hace sentir como un trozo de basura en llamas con una migraña encima.

Pero el dolor es sólo por ahora. Puedes superarlo y lo harás siguiendo los 11 pasos que se indican a continuación.

1. Recuerda por qué rompisteis

Las personas que vuelven a entablar relaciones malsanas tienen la habilidad de borrar los recuerdos de los errores del pasado.

A veces, detrás del borrado está el deseo de "pensar en positivo"; otras veces, tiene su origen en el miedo a la soledad y aferrarse a la relación cueste lo que cueste se siente más seguro que estar solo.

Pero limpiar tus pensamientos de las cosas malas es una idea terrible. Sólo te llevará a la confusión. Procesar acontecimientos y emociones difíciles puede ser hiriente e incómodo. Pero si haces el trabajo, saldrás más sano y feliz.

2. Mantente ocupado

Si estás atravesando una época difícil, una forma de perseverar y sanarla es mantenerte ocupado. Cuanto más activo se mantenga tu cerebro contemplando otras cosas, menos tiempo tendrá para enroscarte en nudos y rumiar el pasado.

En algún momento, será necesario enfrentarse a la pérdida. Pero también date tiempo para soltar y dejar ir. Todo estará esperándote cuando estés listo para extraer lecciones de la experiencia.

3. Reconciliar el fin de la relación

Decir que se ha superado una relación y superarla de verdad son cosas totalmente distintas. Mucha gente finge al principio y jura que ha terminado.

Pero suele llevar más tiempo que una botella de vino y una sesión de desahogo, sobre todo si lleváis mucho tiempo juntos.

A menudo, el tiempo es lo único que cura el dolor del amor perdido. Pero los ejercicios de mindfulness también pueden ser útiles a la hora de seguir adelante.

Los estudios doble ciego han demostrado la eficacia del diario, el yoga y la meditación.

4. Permítete hacer el duelo

El final de una relación es su muerte, lo que desencadena emociones desafiantes. Si las cosas acabaron mal y no es culpa tuya, es posible que amigos y familiares te insten a seguir adelante.

Tienen buenas intenciones, pero debes darte tiempo para llorar.

5. Encontrar nuevos lugares

Lo entendemos. Quieres frecuentar los lugares que frecuentabais juntos: vuestro restaurante favorito, el parque perfecto para hacer footing y el parque para perros con las fuentes buenas.

Puede que incluso tenga un sentimiento de propiedad y crea firmemente que pedirle que modifique sus preferencias es injusto.

En algunos aspectos, tienes razón. Es injusto.

Pero si te tomas en serio lo de superar la relación, busca nuevos lugares. Quién sabe, quizá descubras que te has estado conformando con lo segundo todo el tiempo.

6. Conectar con amigos y familiares

Si jugaste bien tus cartas durante la relación, no abandonaste a tus amigos y familiares en favor de tu ahora ex. Mantén esos lazos fuertes, estés en pareja o soltero.

Apóyate en ellos para que te ayuden y te apoyen. Hazles saber que estás dolido y que te vendría bien un empujón. Pero no son nadamis ni pueden leerte la mente. No son genios mágicos. Sé claro sobre lo que necesitas; probablemente se asegurarán de que lo consigas.

Más artículos relacionados

Sabrás que está loco por ti cuando veas estas 27 señales de que te encuentra irresistible

Ver también: 17 poemas de amor para tu novio que le harán llorar

¿Te avergüenzas de tus citas? 7 razones por las que compartes más de la cuenta y cómo dejar de hacerlo

¿Se ha acabado tu matrimonio? 9 señales claras de que es hora de pasar página

Ver también: 21 señales de que te estás perdiendo en una relación

7. Centrarse en el crecimiento personal y el autocuidado

¿La relación te alejó de tus intereses y pasiones? ¿Estabas tan ocupado convirtiéndote en un "nosotros" que te olvidaste del "yo"?

En primer lugar, si te suena, no te castigues: nos pasa a los mejores.

A continuación, vuelve a sumergirte en las cosas que te gustan, o prueba otras aficiones y eventos; puede que descubras nuevos placeres y objetivos.

Además, practica el autocuidado, sea como sea para ti. Tal vez sea tomar un baño de burbujas una vez a la semana, darte un masaje cada dos meses, abstenerte de los vicios o seguir diligentemente una rutina de atención plena. ¡Haz lo que te funcione!

8. Cortar el contacto

Puede que te resulte insoportable, incluso imposible, pero si quieres dejar atrás esa relación ya extinguida y volver a encontrar la felicidad, corta por lo sano.

A veces, el "no contacto" no es una opción si están criando a los hijos juntos. Si esto describe su situación, considere el uso de aplicaciones especialmente diseñadas que le permiten comunicarse eficazmente sin verse.

Una vez que puedas sacudírtelos de tu vida diaria, avanzar será mucho más fácil.

9. Aprende las lecciones

Uno de los aspectos más satisfactorios de una vida bien vivida es extraer enseñanzas incluso de las experiencias más difíciles.

Salir de allí con pepitas de sabiduría se siente como una victoria significativa; aplicarlas correctamente a situaciones futuras puede darte esa sensación de orgullo y resplandor.

10. Sé abierto

¿Está interesado en encontrar un nuevo amor? Entonces debe permanecer abierto a sus posibilidades.

Hacer el trabajo, procesar el dolor, darse tiempo para el duelo y asimilar las lecciones son pasos esenciales. Pero encontrar a tu próxima pareja resultará imposible si te niegas a volver a confiar en el amor.

11. Perdónalos o perdónate a ti mismo

El último paso para superar un amor perdido es el perdón. Si tu ex hizo algo deplorable, necesitas experimentar una liberación emocional.

Si has sido tú quien ha provocado la ruptura, debes encontrar la forma de dejar de castigarte y de sentirte avergonzado.

En última instancia, el perdón es la respuesta. A lo largo de la historia, muchos han sostenido que es el único bálsamo eficaz para el dolor emocional, el remordimiento paralizante y la ira debilitante.

No sucederá de la noche a la mañana, pero una vez que te sientas en gracia y dejes atrás el pasado, la vida mejorará de inmediato, y tú también.

Razones por las que la gente deja de querer a alguien

El amor no es una garantía. A veces, es voluble y cruel. Un momento son flores y mariposas; al siguiente, bromas pasivo-agresivas y resentimiento.

Pero, ¿por qué? ¿Qué hace que el afecto se deteriore y erosione?

  • Las circunstancias cambian: Si tu situación actual es más complicada que la anterior, tu relación puede ser un daño colateral y acabar en el olvido.
  • Daño y traición: Si la infidelidad u otra traición significativa rompió su vínculo, los sentimientos pueden desaparecer rápidamente o persistir durante mucho tiempo, dependiendo de su estilo de personalidad.
  • Crecimiento incompatible: Ocurre todo el tiempo: dos personas se conocen, se enamoran profundamente y luego crecen en direcciones opuestas y apenas se reconocen unos años después, con lo que la relación queda muerta.
  • Enfermedades mentales: El desequilibrio emocional provocado por traumas, ansiedad y depresión no abordados puede desmoronar una relación.

¿Cuánto se tarda en superar la pérdida de un amor?

La sabiduría popular dice que se necesita la mitad del tiempo que dura una relación para recuperarse de ella. Por ejemplo, las relaciones que duran un mes tardan dos semanas en superarse; las que duran un año pueden requerir seis meses de curación... o eso dice la teoría.

Pero los estudios demuestran que la mayoría de las personas que llevan seis meses o más en una relación de pareja necesitan entre 10 y 11 semanas para enmendarse.

En última instancia, varios factores determinarán cuánto tiempo se tarda en superar un amor perdido, entre ellos:

  • Duración de la relación
  • Nivel de compromiso
  • Calidad de la relación
  • Intensidad de los sentimientos
  • Resistencia de la unión
  • Enredos familiares y de amigos
  • Motivo de la ruptura

¿Se puede reavivar y renovar el amor?

Como ya se ha dicho, el amor es complejo, escurridizo e impredecible, por lo que el hecho de que un determinado amor siga vigente depende de las circunstancias exactas.

Mientras sopesas tu situación, ten en cuenta los siguientes aspectos relacionados con el afecto renovado.

Pregunta: ¿Merece la pena?

No todas las relaciones merecen ser salvadas, y es posible que te aferres a ellas al borde de la desaparición, pero si te dejas llevar y te das tiempo, aparecerá una respuesta prudente y razonada.

¿Qué señales denotan que ha llegado el momento de romper?

  • Eres indiferente a tu pareja y a la relación
  • Estás constantemente discutiendo y peleando
  • El resentimiento se ha instalado y no muestra signos de irse
  • Uno de vosotros se ha enamorado de otra persona
  • Sólo estás aguantando con fines logísticos

Espacio, lugar y tiempo

Si quieres darle otra oportunidad a una relación, hazlo con lógica. Por ejemplo, probablemente no sea lo mejor irse a vivir juntos e inmediatamente empezar a pasar cada segundo pegados por la cadera.

Dar a la reconciliación un comienzo saludable pero yendo despacio.

Comprometerse con la curación emocional

Puede que pensar en prácticas de woo-woo le haga saltar los ojos, pero la curación emocional se basa en hechos científicos.

Los seres humanos que sanan su corazón y su mente avanzan por caminos más sanos y tienen menos problemas para encontrar un nuevo amor.

Así que, si está atravesando la disolución de una relación duradera, considere la posibilidad de recurrir a un terapeuta que le ayude a diseccionar sus emociones, aprender las herramientas del perdón y forjar un nuevo camino.

Considere su cociente de vivienda

Quedarse anclado en el pasado es una sentencia de muerte psicológica que puede tener un profundo impacto negativo en la vida.

Desencadena trastornos mentales y dolencias físicas y puede causar problemas en las amistades y las relaciones profesionales.

Así que haz balance de tu espacio mental. ¿Dónde vives? Si has respondido "en el pasado", empieza a aprender a alejarte de lo que fue para poder disfrutar de lo que es y de lo que está por venir.

Reflexiones finales

El amor es todo y nada, edificante y doloroso, fácil y complicado, así que intentar controlar y cohesionar cada paso del viaje de una relación es inútil.

A veces, el amor es caótico; otras, cooperativo. En cualquier caso, suele doler cuando se acaba.

Pero seguir adelante es posible. Te espera un futuro brillante y lleno de amor si lo deseas. Sigue los pasos anteriores y estarás en un camino más esperanzador antes de lo que crees.




Sandra Thomas
Sandra Thomas
Sandra Thomas es una experta en relaciones y entusiasta de la superación personal apasionada por ayudar a las personas a cultivar vidas más saludables y felices. Después de años de obtener un título en psicología, Sandra comenzó a trabajar con diferentes comunidades, buscando activamente formas de ayudar a hombres y mujeres a desarrollar relaciones más significativas con ellos mismos y con los demás. A lo largo de los años, ha trabajado con numerosos individuos y parejas, ayudándolos a superar problemas como la ruptura de la comunicación, los conflictos, la infidelidad, los problemas de autoestima y mucho más. Cuando no está entrenando a clientes o escribiendo en su blog, a Sandra le gusta viajar, practicar yoga y pasar tiempo con su familia. Con su enfoque compasivo pero directo, Sandra ayuda a los lectores a obtener una nueva perspectiva sobre sus relaciones y los empodera para lograr lo mejor de sí mismos.